Pompeya

En el año 79 d.C., el Vesubio sumergió la ciudad de Pompeya bajo una capa de lava y cenizas. Pasaron mil setecientos años hasta que el testimonio de su vida cotidiana, dramáticamente interrumpida, volvió a ver la luz. Diecisiete años antes de que tuviese lugar la gran erupción del Vesubio, los antiguos no podían imaginar que las sacudidas que removían los cimientos de Pompeya estaban causadas por la obstrucción de los gases en el interior del Vesubio, una montaña que había permanecido 800 años tranquila, pero que guardaba en sus entrañas un terrible secreto. En 48 horas, Pompeya quedó sepultada, junto a su vecina Herculano, bajo una espesa capa de lapilli (piedras de piedra pómez y arena), ceniza y cantos de lava de hasta 4,5 metros de profundidad. Quienes sufrieron aquella desgracia no sabían qué era un volcán. Aquel suceso pudo entenderse como una señal del fin de los tiempos. Esa ignorancia contribuyó a que lo ocurrido pareciera tan extraordinario e imprevisible. Pasear por las ruinas que nos legó la catástrofe nos permite apreciar la forma de vida de sus habitantes, ricos y pobres, hombres y mujeres, niños y adultos; quizá por esto nos identificamos mejor con los habitantes de Pompeya que con otros romanos, pues a ellos podemos verlos como personas de carne y hueso. El análisis de los restos de las víctimas de la erupción del Vesubio ha permitido reconstruir los últimos momentos de la vida de muchos pompeyanos. Algunos de los cuerpos se han hallado mezclados con ramas de árboles; quizá se agarraron a ellos en su desesperación o simplemente fueron aplastados junto con toda la vegetación del lugar. Tras este episodio, el Vesubio no volvió a ser la montaña fértil de antes. Su aspecto cambió al desplomarse sus laderas y abrirse un cráter de unos once kilómetros de circunferencia. Los bosques, olivares y viñedos de las faldas se tornaron un paisaje gris. La devastación trastocó una prospera ciudad que en otro tiempo fue un lugar lleno de vida.

Jesús.

Una respuesta a Pompeya

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s